lunes, 22 de marzo de 2010

Entre otras cosas... me voy.

Pienso detenidamente el abandonar mi bendito hogar.

Todo para evitar más disgustos... y evitarselos a ellas (mi mamá y mi hermana).

De todas maneras, mis planes eran irme en cuanto terminara la carrera ¿que más da que sea unos meses antes?

Pero me incomoda hacerlo antes de tiempo.

Mis maletas están hechas a la mitad.

Estoy entre: "me llevo todo" y "Luego vengo por esto".

No me voy lejos, es mas, tal vez ni me vaya aún. Todo depende de esta semana.

Pero de todas maneras cuando comienzo a "empacar" es cuando me doy cuenta de la insignificancia de mi vida. Y mas concretamente: la insignificancia de mis posesiones.

No tengo Nada... pero tengo Todo...

¿puede ser posible?

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡¡sueltalo!!